08
may
2014

Dificultades en el diagnóstico del TDAH en niñas

Publicado por: Esther Cardo Jalón

El TDAH en  las niñas no se identifica tan fácilmente como en los varones.

La prevalencia del TDAH se sitúa alrededor del 5-6% en niños (<18 años) y del 2-4% en adultos (≥18 años). En España, un niño de cada clase podría sufrir este trastorno. Aunque a menudo se le considera un problema infantil, hasta el 66% de los niños con TDAH siguen mostrando síntomas en la adolescencia y el 50% en la edad adulta.

Muchos padres nos preguntan sobre si la prevalencia del TDAH es más baja en niñas que en niños. La mayoría de los estudios de prevalencia estan hechos en muestras de pacientes clínicos y muestra una mayor prevalencia en varones. Sin embargo, en muestras poblacionales o de detección en el ámbito escolar estas diferencias son menores o casi iguales. En un estudio realizado por nuestro grupo en Mallorca la prevalencia entre niños y niñas era similar.

Intentaremos resumir las razones de estos hallazgos según diferentes autores y publicaciones:

  • En los diferentes estudios, la proporción entre sexos varía de 1:3 a 1:6 (niñas: niños).
    • Sin embargo esta proporción se va igualando en los adolescente y es equivalente en la población adulta.
  • El TDAH se diagnostica y se trata con más frecuencia en hombres que en mujeres. La investigación sobre las diferencias de género sugiere que las niñas pueden pasar desapercibidas y ser infradiagnosticadas debido a las diferencias en la expresión del trastorno entre los niños y niñas.
    • La mayor parte de la bibliografía científica sobre el TDAH se basaba en estudios realizados en niños. Los criterios diagnósticos del DSM-V son fijos y categóricos independientes de la edad y del género y fueron extraídos de muestra con predominio masculino.
    • Ciertamente, las manifestaciones del TDAH son distintas en un niño que en una niña,  en un adolescente o en un adulto. Los síntomas del TDAH como trastornos del neurodesarrollo no son fijos ni categóricos y se van a manifestar de forma diferente en función de la edad, del género y del contexto en que se evalúen. Existen, en este sentido, algunos trabajos en nuestro medio para normalizar puntos de cortes según estas variables.
  • Los niños tienden a presentar mayor componente de hiperactividad-impulsividad y las niñas mayor nivel de inatención. Las características de los síntomas de TDAH en las niñas pueden incluir (Guía de practica clínica SNS):
    • fantasear.
    • lentitud en iniciar y realizar el trabajo escolar.
    • ansiedad por el resultado de su trabajo.
    • hablar demasiado.
    • actuar tontamente o llamar la atención.
    • hiperreactividad emocional (romper a llorar de pronto, tener rabietas,…).
  • Las niñas con TDAH suelen tener más falta de atención que hiperactividad, por lo que manifiestan en menor medida conductas problemáticas y dificultades en el aprendizaje que los niños. Por este motivo, es más difícil identificar el trastorno en ellas. Muchos autores alertan que existe un sesgo de género a la hora de solicitar evaluación. Varios estudios demuestran que hay menos derivaciones al especialista de niñas que de niños. Los varones muestran más conductas externalizantes, (hiperactividad, impulsividad) y son más disruptivos; en otras palabras, en general para maestros y padres el trastorno es más preocupante cuando lo padece un niño que cuando lo padece una niña. Por lo tanto, es lógico que en los estudios clínicos, ya  sean de ámbito hospitalario o asistencial, la tasa de varones sea siempre muy superior.
    • Menos prevalencia entre niñas en población clínica, más prevalencia entre la población no clínica.
    • Un estudio que demuestra que las niñas (n=140) tienen un riesgo 2.2 veces mayor de ser diagnosticadas como inatentas, en comparación con los niños (n=140).
    • El subtipo más frecuente es TDAH-predominio inatento (30% en niñas en comparación con 16% en varones).
    • Menos agresividad (en poblaciones no clínicas)
    • Más internalización de síntomas.
    • Depresión.
    • Ansiedad.
    • Aumento del riesgo de auto-lesiones e intentos autoliticos.
  • El diagnóstico es más tardío. El TDAH que se diagnostica en la adolescencia hay mayor prevalencia de mujeres, con TDAH-predominio inatentoy con ansiedad comórbida.
  • Los síntomas de TDAH pueden pasar desapercibido si la ansiedad esta presente.
  • Los síntomas de TDAH pueden pasar desapercibido si se asocia a Dislexia (trastorno de lectoescritura).
  • Algunos estudios sugieren que se puede mejorar el diagnóstico en niñas y mujeres utilizando el auto-informe (pueden aumentar la conciencia de los problemas internalizantes y de inatención predominantes en las mujeres con TDAH).

Bauermeister JJ, Shrout PE, Chavez L, Rubio-Stipec M, Ramirez R, Padilla L, et al. ADHD and gender: are risks and sequela of ADHD the same for boys and girls? J Child Psychol Psychiatry 2007; 48: 831-9.

Servera M, Cardo E. ADHD Rating Scale-IV en una muestra escolar española: datos normativos y consistencia interna para maestros, padres y madres. Rev Neurol 2007; 45: 393-9.

Guía de Práctica Clínica sobre el Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH) en Niños y Adolescentes – Ministerio de Sanidad.

Skogli EW, Teicher MH, Andersen PN, Hovik KT, Oie M. ADHD in girls and boys gender differences in co-existing symptoms and executive function measures. BMC Psychiatry. 2013 Nov 9;13(1):298.

  Leer más
Compartir en:
 
 
06
may
2014

Del 16 al 18 de mayo la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al Déficit de Atención e Hiperactividad (FEAADAH) te espera en Barcelona en el V Congreso Nacional de TDAH para compartir una mirada al futuro

Publicado por: Fulgencio Madrid

Si eres familiar o persona afectada por TDAH, si eres profesional en el ámbito sanitario, si desarrollas tu actividad en el entorno educativo, si tu mundo es el trabajo social o tu desempeño abarca el sistema judicial o penitenciario, la protección de menores o la inserción laboral, si tu labor se desenvuelve en los medios de comunicación. Con independencia de que tengas tu empleo en el sector público o en el privado, en la economía social o en el tercer sector o ejerzas tu profesión de forma autónoma.

Si estás realizando estudios o ampliando tu formación en alguno de estos sectores. Si te preocupan los derechos de las personas con discapacidad y los procesos que conducen a la inclusión o, por el contrario, a la exclusión social. Si buscas oportunidades, personas, redes, contactos, relaciones y conocimientos que te aprovechen para emprender una actividad que te servirá para desarrollarte profesionalmente ayudando a personas con un enorme potencial. Si quieres conocer un trastorno sobre el que la sociedad es cada vez más consciente y que aún tiene muchas demandas por satisfacer.

Para todas aquellas personas interesadas en compartir una mirada al futuro con y para el TDAH, la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al Déficit de Atención e Hiperactividad (FEEADAH) celebra en Barcelona, del 16 al 18 de mayo, el V Congreso Nacional de TDAH.

Una mirada al futuro como la que proponemos en nuestra cita en Barcelona responde plenamente al compromiso de FEAADAH de ofrecer, a través de la celebración de sus congresos bianuales, un espacio para el encuentro de todos los agentes concernidos por este trastorno. Con el fin de impulsar el debate científico, compartir el conocimiento y la problemática de las personas afectadas por TDAH y sus familias y sensibilizar a la sociedad y a las administraciones públicas.

En el V Congreso Nacional de TDAH, “Una mirada al futuro”, vamos a mirar al TDAH desde muchos puntos de vista, siempre con el sólido fundamento que aporta el conocimiento científico más actualizado. Por eso creo que todas las personas interesadas en el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad no deben perder esta oportunidad. Por muchos motivos, entre los que quiero destacar los más relevantes.

En primer lugar, el abanico de temas que va a ser objeto de análisis y debate abarca prácticamente todas las facetas de un trastorno tan complejo como el TDAH: las relaciones del TDAH y la seguridad vial, el éxito y el fracaso escolar, las relaciones personales, las conductas delictivas, las emociones, la discapacidad, el entorno legislativo, la adolescencia y la edad adulta, el diagnóstico y tratamiento, las herramientas para su abordaje, la inserción laboral…

En segundo lugar, porque los ponentes y participantes en los debates tienen suficientemente acreditada su solvencia profesional y científica, lo que garantiza el máximo rigor en sus aportaciones. En un momento en que se escuchan voces que pueden distorsionar la percepción social y profesional sobre el TDAH, es más necesario que nunca poder acceder a la mejor información y asistir al intercambio abierto de conocimientos y experiencias. Pero también participar activamente y plantear las dudas que nos suscita el TDAH, en un entorno alejado de la simplificación que suele acompañar a las informaciones y noticias, con su secuela de polémicas, que a veces se reflejan en los medios de comunicación.

En tercer lugar, el V Congreso Nacional de TDAH ofrece una oportunidad única de conocer, compartir, contactar, debatir y establecer redes, tanto entre profesionales de diversos ámbitos y procedencias geográficas como con las asociaciones de familiares y afectados de todas las Comunidades Autónomas. Los congresos de FEAADAH no son congresos de profesionales, pero tampoco son congresos de pacientes sino, tal y como ya he señalado, un espacio para el encuentro de todos los agentes concernidos por este trastorno con el fin de impulsar el debate científico, compartir el conocimiento científico, la problemática del TDAH y sensibilizar a la sociedad y a las administraciones públicas.

A todo lo anterior se suma que el V Congreso Nacional de TDAH incorpora como innovación, con vocación de permanencia y que nos llena de orgullo, un Congreso Junior en el que los protagonistas van a ser los propios niños y niñas, adolescentes y jóvenes con TDAH. No queremos sólo hablar de ellas y ellos, de sus retos, barreras y dificultades, de sus potencialidades y capacidades. Queremos darles la palabra y escuchar sus voces. Queremos que compartan su realidad y vivencias y que conozcan y utilicen las herramientas de que disponemos para que puedan convertirse en personas adultas capaces de desarrollar autónomamente su proyecto vital.

Por todo ello te esperamos en Barcelona. No te puedes perder el V Congreso Nacional de TDAH de la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al Déficit de Atención e Hiperactividad.

  Leer más
Compartir en:  
19
feb
2014

¿Un invento actual?

Publicado por: José J Bauermeister

EL MAESTRO ESPAÑOL DON GONZALO RODRÍGUEZ LAFORA: PRECURSOR DEL ESTUDIO DEL TDAH EN EL MUNDO.

Por décadas, el escocés Alexander Crichton (1798) y el británico George Still (1902) han sido considerados como las dos figuras pioneras en la conceptuación de lo que hoy llamamos el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH). Estoy convencido que este dato histórico debe ser revisado ya que en España, para el 1917, el TDAH  fue identificado como una  condición parecida a la que conocemos hoy día (Bauermeister y Barkley,2010).

Varios años atrás, en un congreso en Cartagena, España, escuché a la distinguida psiquiatra, Dra. Concha Gómez Ferrer, citar la descripción de niños inatentos e hiperactivos que  hizo el Dr. Gonzalo Rodríguez Lafora (1886-1971). Quedé fascinado con esta información por su valor histórico. Esta descripción también despertó en mi un interés especial por conocer más sobre el trabajo de quien colegas y estudiantes llamaron “el maestro Don Gonzalo Rodríguez Lafora” (Nanduri y col.,2008).

El Dr. Rodríguez Lafora fue un médico influyente en el campo de la patología y neuropsiquiatría. Entre otras figuras de  renombre, contribuyeron a su formación S. Ramón y Cajal en España y E. Kraepelin y A. Alzheimer en Alemania. Ocupó la posición de neuro histopatólogo en el  Government Hospital for the Insane” en  la ciudad de Washington, D.C.  en Estados Unidos. Allí descubrió la “Enfermedad de Lafora”, del grupo de las epilepsias mioclónicas. En España se interesó en la psicopatología infantil y escribió cerca de 200 trabajos sobre principios educativos y de tratamiento para trastornos mentales. Por razones políticas residió y practicó su profesión en Francia y México.

Después de una búsqueda extensa en diferentes librerías, tuve acceso al libro del Dr. Rodríguez Lafora titulado Los Niños Mentalmente Anormales en la Biblioteca Nacional de España. El libro fue publicado en el 1917. El autor describió un grupo de niños que llamó “inestables”, de la forma siguiente:

“Son niños mentalmente normales que no pueden fijar su atención ni para oír, ni para comprender ni para responder. Su espíritu salta constantemente de una cosa a otra. No pueden dominar sus reacciones, de aquí la desproporción de sus actos. Son los niños llamados “nerviosos” por sus padres e “indisciplinados” por los maestros. Su movilidad física, paralela a la psíquica no resiste ninguna dirección. Se levantan constantemente del pupitre, juegan con todo, se distraen por una mosca que se mueva, pinchan a los compañeros, se burlan de todo y están en constante actividad” (pág. 409).

El Dr. Rodríguez Lafora identificó una influencia hereditaria en la conducta de estos niños, disparidad en el desarrollo de sus funciones psíquicas (brillantes en algunas materias pero pobres en otras), inconsistencia e inconsecuencia en sus acciones, y cambios frecuentes en sus decisiones en la adultez.

Los lectores coincidirán en que no hay duda que el Dr. Rodríguez Lafora, una de las grandes figuras intelectuales de su época, debe ser reconocido como un precursor importante del estudio del TDAH. Si estuviera con nosotros, estoy seguro que estaría complacido con los adelantos en el conocimiento científico y tratamiento de esta condición y de que la misma haya sido reconocida en la nueva ley orgánica que regirá la educación de los españoles. Estoy convencido que le resultaría incomprensible el planteamiento de que el TDAH es un invento moderno.

Nota. Mi “obligada” búsqueda de información del Dr. Rodríguez Lafora y de su vida me llevó a descubrir que él vivió parte de su infancia en Puerto Rico. Su padre fue gobernador militar de la isla.

Referencias

Bauermeister, J. J. & Barkley, R. A. (2010). A new milestone in ADHD history: Dr. Gonzalo Rodríguez-Lafora (1917) and the “Unstables”. ADHD Report, 18(1), 12-13.

Del Cura Gonzalez, M. (2003). Sobre la aportación de G. R. Lafora (1886-1971) a la psicopedagogía. FRENIA, III (2)

Nanduri, A.S., Kaushal, N., Clusmann, H.,  & Binder, D.K. (2008). The maestro don Gonzalo Rodríguez-Lafora. Epilepsia, 49(6), 943-947.

Rodríguez-Lafora, G. (1917). Los Niños Mentalmente Anormales . Madrid: Ediciones de la Lectura.

  Leer más
Compartir en:  
29
dic
2013

¿Dónde está el inatento?

Publicado por: Alberto Fernández Jaén

Históricamente hemos visto como la mayor parte de los estudios clínicos sobre el trastorno por déficit de atención/hiperactividad (TDAH) hacen referencia a los pacientes con subtipo combinado (según DSM-IV-TR) o de presentación combinada (según nueva clasificación DSM-V).

La mayor parte de grupos analizados en estudios sobre tipificación clínica, comorbilidad, abordaje terapéutico, neurobiología, genética… están descompensados por este subtipo.

Indudablemente, la combinación de la problemática atencional y los problemas derivados por las dificultades en el autocontrol de estos pacientes, dirige a las familias o a las escuelas, a recomendar la evaluación profesional de forma más urgente  que los niños que “tan sólo” tienen problemas atencionales.

La literatura sobre TDAH es amplia y a veces inabordable. Recientemente, un trabajo meta-analítico realizado por Erik G. Willcutt, del Departamento de Psicología y Neurociencia de la Universidad de Colorado, nos mostraba como la prevalencia del TDAH se situaba en torno al 6% de la población. A través del análisis de 86 estudios en niños y adolescentes (evaluando 163688 pacientes) y 11 estudios en adultos (con una muestra de 14112 individuos), este autor revela como la prevalencia es similar con independencia del país o la región estudiada. Esto rechaza la hipótesis que defiende al TDAH como un  constructo cultural.

De forma preocupante, también nos muestra como el TDAH de predominio o presentación inatenta, es patentemente más frecuente que cualquier otro subtipo de TDAH (combinado o hiperactivo-impulsivo). Fuera de la edad preescolar, donde los subtipos combinado e inatento, se muestran similares en su distribución, el TDAH inatento llega a ser 2-5 veces más frecuente en edades escolares que el TDAH combinado. El Dr. E. G. Willcutt justifica, como parece lógico, que los pacientes que cumplen criterios para el TDAH combinado, son más probable y frecuentemente remitidos a servicios clínicos para su evaluación.

Si la atención, como cualquier función cognitiva compleja, es una habilidad dimensional, es igualmente lógico pensar que un cierto porcentaje de la población, mostrará graves problemas atencionales que pueden dificultar su aprendizaje, adaptación social y entorpecer su calidad de vida. Muchos de estos pacientes, exentos de problemas conductuales, pasan desapercibidos en nuestros sistemas de detección clínica. Tras el conocimiento de los datos señalados, se hace urgente la identificación de estos niños, y la intervención terapéutica temprana.

Igualmente, los estudios neurobiológicos, clínicos… sobre el TDAH reflejan una realidad sobre el TDAH (especialmente del subtipo combinado), pero es necesario el diagnóstico de los pacientes con TDAH de predominio inatento, si queremos conocer realmente la extensión etiológica y sintomática de este trastorno tan heterogéneo.

1.        Willcutt EG. The prevalence of DSM-IV Attention-Deficit/Hyperactivity Disorder: A Meta-Analytic Review. Neurotherapeutics 2012; 9: 490-499.

  Leer más
Compartir en:  
06
nov
2013

Seguridad cardiovascular de las medicaciones para el TDAH

Publicado por: César Soutullo

La medicación para el TDAH no eleva el riesgo de muerte súbita ni eventos cardiovasculares graves (en pacientes que no tienen enfermedades cardiacas).

Muchos padres nos preguntan sobre el riego cardiovascular del metilfenidato y la atomoxetina, debido a varias alarmas recientes que han surgido.

Un artículo reciente de la revista de la Academia Americana de Psiquiatría Infantil y Adolescente revisa los estudios recientes (Olfson et al., 2012). Voy a intentar resumirlo.

Hay ya 5 estudios publicados (en 2007, 2009, 2009, 2011 y 2012) con números muy altos de pacientes que no han encontrado riesgo aumentado de muerte súbita ni eventos cardiovasculares graves asociados al uso de estimulantes o atomoxetina en pacientes con TDAH.

Los estudios están hechos en muestras de pacientes que son tratados en diferentes sistemas sanitarios y las muestras incluyen muchos pacientes: 55.383, 20.000, 241.417, 1,2 millones, y 171,126. En total: ¡¡1,68 millones de pacientes tratados!!.

  • Los 5 estudios tienen resultados similares y no hay asociación entre el uso de estimulantes o atomoxetina y un aumento de eventos cardiovasculares (muerte súbita, angina de pecho, isquemia cerebral transitoria, taquicardia, palpitaciones o síncope).
  • El riesgo que supone tomar las medicaciones es similar al riesgo en los controles sanos y al de hacer ejercicio.
  • En el estudio más reciente (2012), donde se incluyeron a 304.310 personas/año tratadas, hubo 1 evento cardiovascular cada 2.978 años de tratamiento. Tampoco había aumento del riesgo si el paciente había sido tratado en el pasado (1 evento cada 890 años de tratamiento).
  • La incidencia de eventos cardiovasculares fue de 0,3 por 100.000 años de tratamiento y de 0,5 por 100.000 años en los sujetos no tratados, es decir, incluso menor en los pacientes tratados.

Las recomendaciones de las Guías Clínicas son:

1) Cuando a un niño sin patología cardiaca ni historia familiar de muerte súbita se le inicia tratamiento con estimulantes o atomoxetina, NO es necesario hacerle un Electrocardiograma (ECG), aunque sí hay que tomarle el pulso y la tensión arterial

2) Si el niño presenta síntomas como mareos, desmayos, palpitaciones, sensación de ahogo, dolor en el pecho o síncope (en reposo o durante el ejercicio), debe ser visto por un cardiólogo, que hará una exploración física, ECG, y Ecocardio. Si los resultados son normales, el niño puede seguir tomado el tratamiento

3)  Si un niño tiene historia de cardiopatía, debe ser visto por un cardiólogo antes de iniciar el tratamiento del TDAH (un ECG normal no es suficiente).

Olfson M et al. Stimulants and cardiovascular events in youth with ADHD. J Am Acad Child Adolesc Psychiatry, Vol 51 (2):147-156, Febrero 2012.

  Leer más
Compartir en:  
04
sep
2013

El TDAH en la edad adulta

Publicado por: Carmelo Pérez García

Se ha publicado recientemente el libro del Dr. Russell A. Barkley “Tomar el control del TDAH en la edad adulta” Ed. Octaedro (2013). En este nuevo libro aborda con su destreza habitual el afrontamiento de las dificultades que el trastorno plantea a todas las personas adultas, con una explicación clara, pormenorizada y estructurada de los pasos y estrategias prácticas a seguir que le pueden ayudar a concentrarse, organizarse, prestar atención y aumentar el control de las emociones y acciones.

Uno de los grandes valores de este libro es la cantidad de técnicas y destrezas fáciles de aprender y usar que describe y enseña, muchas de ellas ilustradas con ejemplos reales para ayudar a su aplicación; otra aportación importante son las respuestas a preguntas frecuentes que han surgido en su práctica, y que son las que surgen habitualmente en la práctica clínica con personas adultas sobre medicación, tratamientos, pronóstico.

La larga trayectoria y el rigor científico del Dr. Barkley son un aval más que suficiente para entender y abordar estas propuestas. Su lectura y, sobre todo, su aplicación efectiva, sin duda resultará uno de los mejores recursos para manejar los síntomas y desarrollar destrezas que ayuden a la persona adulta que lo necesite a poder llevar una vida con calidad, y como el mismo Dr. Barkley dice en su libro:
“Estas estrategias derivan del conocimiento científico sobre qué hay detrás de sus síntomas, y pueden ayudarle a tener éxito en cualquier cosa que considere importante, pues no es más que lo que se merece”. Aprovechando la oportunidad de este libro en cuanto al manejo del TDAH en la edad adulta, y teniendo en cuenta el aumento de las peticiones de diagnóstico y tratamiento de adultos que se está produciendo, así como la entrada en la edad adulta de los niños y niñas con diagnóstico, quiero añadir aquí un par de propuestas más muy útiles y valiosas en este ámbito. Una de ellas es de ayuda para los profesionales de la salud que trabajan con adultos con TDAH: “Manual de tratamiento psicológico para adultos con TDAH. Una aproximación cognitivo- conductual”; J.A Ramos-Quiroga, Y. Martínez, M. Nogueira, R. Bosch y M. Casas. Ediciones Mayo (2008)

El excepcional equipo del Servicio de Psiquiatría del Hospital Universitari Vall d’Hebron propone una combinación del abordaje cognitivo conductual grupal con las visitas individuales desde un enfoque multidisciplinar y basado en la evidencia científica. Sin duda una herramienta muy útil para los profesionales de la salud, pero también para los propios pacientes por la posibilidad de utilizar sus recursos y estrategias que aparecen en la guía en su propia vida diaria.

El otro libro propuesto es “Un día en la vida de un adulto con TDAH”; Vera Joffe, PH. D. y Monica Iachan , M.A. Ediciones Médicas J&C, (2009), prologado por el Dr. Russell A. Barkley, este librito, pequeño en tamaño pero grande en contenidos prácticos, y dirigido a los propios pacientes, enseña a quien lo lee a introducir modificaciones, rutinas y prácticas muy útiles en la vida diaria, explicadas de forma muy sencilla y clara.

  Leer más
Compartir en:  
08
abr
2013

Carta abierta a Jordi Évole

Publicado por: Fulgencio Madrid

Murcia a 8 de abril de 2013

Estimado Sr. Jordi Évole,

En primer lugar quiero felicitarle por su labor informativa, que vengo siguiendo desde hace ya bastantes años, y específicamente por su magnífico programa “Salvados” que, a mi juicio, se está convirtiendo en un referente para todo aquel que valore la importante función que los medios de comunicación tienen en una sociedad democrática en orden a posibilitar que los ciudadanos puedan formarse un criterio sobre cuestiones que, muchas veces, escapan al ámbito de sus conocimientos.

Por ello considero mi deber trasladarle las consideraciones que desde la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al Déficit de Atención e Hiperactividad (FEAADAH)  ha suscitado la referencia que en el programa “Salvados” del día 7 de abril se hizo, de forma tangencial y a título de ejemplo sobre el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad, por la trascendencia que las mismas tienen para el colectivo de afectados y familiares al que la FEAADAH representa.

Con carácter general y afortunadamente, debo señalar que cada vez aparecen más informaciones en los medios de comunicación sobre el TDAH (Trastorno por Déficit de Atención con o sin Hiperactividad). La mayor parte de estas informaciones suele abordar la cuestión de forma rigurosa. Sin embargo, en ocasiones aparecen también artículos y reportajes en los que puntualmente el tratamiento de esta cuestión se realiza sin tener en cuenta el importante conocimiento científico acumulado sobre este trastorno. La repercusión de este segundo tipo de informaciones es muy relevante y supone sin duda una dificultad añadida a las dificultades en el derecho de todo paciente a tener un diagnóstico y un tratamiento para la patología que sufre.

Como característica común al tipo de acercamientos informativos que motivan las presentes reflexiones puede reseñarse el hecho de que los mismos exponen, de manera parcial, extractos de documentos que inducen a confusión, junto a opiniones de personas, algunas profesionales de la polémica, otros, sin embargo profesionales de la medicina, de la psicología y de la pedagogía, que manifiestan preocupaciones sobre cuestiones importantes pero puntuales, como la necesaria calidad de los diagnósticos. A veces incluso se llega a afirmar que el diagnóstico del TDAH no se realiza con base a criterios científicos porque no existe una prueba o análisis que pueda determinar su existencia, poniendo de relieve con ello el desconocimiento de que el diagnóstico del TDAH, como el de otras muchas patologías, es clínico. Pero ello no debe confundirse con una pretendida arbitrariedad del mismo y, lo que es peor, con la negación de la validez general de este método de diagnóstico.

Pero no puede desconocerse que también hay artículos promovidos por otro tipo de “autoridades” que, sin citar los estudios científicos en los que se basan, ni las revistas de referencia científica en los que se publican, manifiestan opiniones sobre el origen del TDAH, su tratamiento efectivo y otras cuestiones. Mezclando, como se dice, churras con merinas: por ejemplo, la cuestión de quién puede diagnosticar el TDAH (neurólogos, psiquiatras, pediatras, médicos de familia, psicólogos clínicos…) y prescribir el tratamiento farmacológico, en su caso, con otras cuestiones como la eficacia del tratamiento farmacológico, combinado o analizándolo en comparación el tratamiento psicológico, etc. En algunos reportajes, como es el caso de la afirmación del Doctor Enrique Gavilán, médico de familia, en el programa “Salvados” citado, se llega a afirmar que el TDAH es una  patología inventada por los laboratorios farmacéuticos y que el medicamento ha nacido antes que la enfermedad.

Es más que probable que este profesional de la atención primaria no haya realizado un estudio suficiente de este trastorno. Si lo hubiera hecho sabría, como puede contrastar fácilmente en el resumen que ofrece, por ejemplo, una entidad sobradamente acreditada en el ámbito científico y clínico como es el Observatorio de Salud de la Infancia y la Adolescencia del Hospital Sant Joan de Deu, y que le transcribo, que la primera definición del TDAH fue realizada G. Still (The Lancet, 1902), que describió a 43 niños que presentaban graves problemas en la atención mantenida y en la autorregulación de la conducta. Se les atribuía un problema en el control moral de la conducta. En 1914, A.Tredgold argumentó que el TDAH podría ser causado por una disfunción cerebral secundaria a un tipo de encefalitis en la cual quedaba afectada el área del comportamiento. Lauferr y Denhoff (1957) hablaron por primera vez de síndrome hipercinético. En 1968, el Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales, conocido por sus siglas en inglés como DSM-II (1968) lo incluyó como reacción hipercinética en la infancia y posteriormente el DSM-III (1980) utilizó el término Trastorno por Déficit de Atención hasta llegar al DSM-IV-TR (2001) como Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH).

Existen evidencias científicas de que el TDAH es un trastorno del funcionamiento cerebral. Hoy disponemos de la información necesaria para realizar un diagnóstico y tratamiento que puede mejorar mucho la vida de las personas que padecen TDAH y de las de su entorno. El estrés que genera en padres y educadores si éstos no reciben un apoyo e instrucción específica, puede conllevar problemas importantes. Si no se diagnostica y se trata, las repercusiones a largo plazo pueden ser muy negativas. El fracaso escolar, las conductas de riesgo, la inestabilidad laboral y familiar son muy comunes entre las personas con TDAH no tratado.

El TDAH afecta entre un 5 y un 10 % de la población. Este dato indica que probablemente en todas las aulas escolares hay, al menos, un niño con TDAH. Los estudios epidemiológicos de distintos países dan porcentajes de prevalencia similares.

Afecta en mayor grado al sexo masculino, aunque cabe destacar que en el sexo femenino muchas veces los síntomas pasan más desapercibidos y, por tanto, se diagnostica más tarde o nunca.

Siempre se había considerado el TDAH como un trastorno que afectaba únicamente a la edad infantil. Hoy se conoce que al menos en un 50 % de los casos, los síntomas persisten en la edad adulta.”

Desde la FEAADAH, entidad que agrupa en el ámbito estatal a las asociaciones de familiares y afectados por el TDAH mantenemos una postura, que no opinión, de basar nuestra actuación en la evidencia científica que, a día de hoy, en nuestro país está contenida en la Guía de Práctica Clínica sobre el Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactivad (TDAH) en Niños y Adolescentes, elaborada y publicada por el Ministerio de Sanidad y que puede consultarse en este enlace de GENCAT.

Esta Guía contiene una parte específicamente dirigida a familias y educadores, cuya lectura recomendamos a cualquier persona que quiera conocer, en un lenguaje accesible, las cuestiones más relevantes sobre el TDAH y las evidencias científicas en cuanto a su origen y tratamiento.

En la FEAADAH y las diversas entidades que la componen somos conscientes de que el tratamiento de la información científica en los medios de comunicación es un tema complejo y, como no somos profesionales sino simplemente afectados y familiares, creemos que nuestra obligación es informarnos en fuentes seguras y cuando alguien quiera ofrecernos información siempre pedimos que nos expliquen de dónde proviene, en qué se basa y cuál es el método que los profesionales han utilizado para obtenerla.

La cantidad de profesionales que han elaborado la Guía de Práctica Clínica, los profesionales que han participado en su revisión y las sociedades médicas que la avalan, así como el método utilizado para su elaboración, que no ha ninguneado/esquivado, cuestión alguna: ni el origen, ni los tratamientos alternativos, ni la eficacia de los fármacos, ni las cuestiones referentes a la influencia de alergias, aditivos, etc., creemos que suponen una garantía de evidencia científica que para ser puesta en cuestión requiere de un análisis igual de fundamentado y no la mera emisión de opiniones o creencias: sobre todo cuando estas opiniones no se exponen en las revistas científicas, congresos, reuniones, sino en los medios de comunicación y pueden generar enorme daño en las personas afectadas.

También para quienes quieran saber más sobre los efectos terapéuticos, secundarios, sobre las comorbilidades, sobre la influencia en el rendimiento escolar y social, etc. de los fármacos utilizados en nuestro país y en otros países  para el tratamiento del TDAH recomendamos la lectura de la ponencia que la Dra. Montse Pàmias expuso en el VI Congreso Internacional Multidisciplinar sobre el Trastorno por Déficit de Atención y Trastorno de la Conducta, organizado por la Fundación Confias en Madrid los días 21 y 22 de enero de 2011, en la que realizó una completa revisión de la literatura científica sobre TDAH y en la que se incluye el análisis de la evidencia científica sobre el uso de metilfenidato a largo plazo y sus repercusiones, entre otras cuestiones de indudable interés.

En este enlace de la Fundación Confías se puede acceder a la presentación que dicha experta realizó. Lamentablemente en la presentación no se incluye todo el texto de la ponencia, pero las diapositivas son suficientemente clarificadoras y en ellas se puede ver la diferencia entre el modo científico de analizar una cuestión y la mera exposición de opiniones sin citar la procedencia ni la validez de las fuentes en que se basan.

Finalmente queremos ponernos a disposición de todos los profesionales que en los medios de comunicación quieran conocer más sobre el TDAH y la situación de los afectados y sus familias, sus demandas y necesidades porque somos conscientes de la importante labor que vienen realizando y del enorme papel que desempeñan en la difusión del conocimiento en nuestra sociedad.

Con plena confianza en su profesionalidad, sobradamente acreditada por su trayectoria, y en la seguridad de que sabrá cómo reflejar en su actividad informativa la problemática que la opinión emitida en su programa ha generado entre los familiares y afectados por el TDAH me pongo a su disposición para todo aquello en lo que considere que puedo ser de utilidad.

Reciba un cordial saludo
Fulgencio Madrid Conesa
Presidente de la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al Déficit de Atención e Hiperactividad (FEAADAH) *
www.feaadah.org

P.S. Aprovecho la ocasión para darle a conocer la campaña que la FEAADAH está llevando a cabo a nivel mundial para que la Organización Mundial de la Salud declare un Día Mundial de Sensibilización sobre el TDAH (www.adhd-day.com) en la que podrá ver la gran cantidad de asociaciones de pacientes y de entidades de reconocida solvencia médica y científica de ámbito nacional e internacional que la apoyan, y pedirle que, si lo considera adecuado, se adhiera a la misma.

*Se incluyen a continuación datos personales de contacto.

  Leer más
Compartir en:  
30
abr
2012

Presentando el Blog Conocimiento Compartido

Publicado por: Fulgencio Madrid

El Blog Conocimiento Compartido es una pieza esencial del Proyecto FEAADAH 2.0 con el que pretendemos ampliar de forma decidida, a través de una presencia intensa, cercana e interactiva en Internet, los recursos que desde 2002 la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al Déficit de Atención e Hiperactividad pone a disposición de los afectados por el TDAH y sus familias, de sus asociaciones y de todas las personas e instituciones concernidas por la problemática de este Trastorno y la defensa de los derechos de la personas que lo padecen. Sigue leyendo

  Leer más
Compartir en: